#MeToo

Hace unas semanas salió a la luz un escándalo sobre abusos sexuales en Hollywood.  El productor Harvey Weinstein ha sido acusado de acoso e incluso violaciones por parte de gente del gremio que ha trabajado con él (entre ellos, numerosas actrices).

Así, la actriz Alyssa Milano creó en Twitter el hashtsag #MeToo, para animar a todas las víctimas de acoso sexual a romper su silencio para que un problema tan grave deje de ser tabú y empiece a visibilizarse. Miles de hombres y mujeres se han sumado a la etiqueta.

me-too.jpg
Fuente: CBC news

Entre ellos, Tatiana Gutsu. La exgimnasta ucraniana, campeona olímpica en Barcelona 92, ha publicado en su Facebook personal una entrada donde acusa al también campeón Olímpico en Barcelona, el bielorruso Vitaly Scherbo, de haberla violado durante la DTB Cup de 1991.

No solo señala a Scherbo, también acusa a sus excompañeros de equipo Tatiana Toropova y Rustam Sharipov de haber encubierto al bielorruso:

Screenshot-2017-10-21 Tatiana Gutsu - This is me being brave after 27 years Tatyana
Fuente: Facebook de Tatiana Gutsu

Esta soy yo siendo valiente después de 27 años,

Tatiana Toropova, quien pensé que era mi amiga y compañera del equipo nacional de la Unión soviética, gracias por no ser valiente por mí cuando más necesité que me apoyaras y lucharas por los derechos de las mujeres en un acto tan horrible, no significa no.

Rustam Sharipov, gracias por ser un gran cómplice de tu compañero y no protegerme a mí, una pequeña niña de 15 años.

Quien me violó en Stuttgart, Alemania, DTB 1991.

Vitaly Scherbo.

Un monstruo que me encerró en mi propia prisión y me hizo tener miedo durante muchos años.

Sé que intentarás defenderte.

Pero mis detalles son mucho más fuertes que tus palabras.

Ahora soy más fuerte que nunca. Ya no puedes hundirme más. Esta es mi historia de Cinderella.

He sobrevivido a ti y apoyaré a cualquiera que tenga miedo a hablar e intentaré ganarme la confianza para ayudar a los demás.

Gracias, Gena Tay.

El acusado aún no se ha pronunciado. Quien sí lo ha hecho ha sido su madre, en la televisión rusa, obviamente para defenderlo. Afirma que Gutsu, sabiendo lo bien que le van las cosas a su hijo, solo quiere sacarle el dinero.

También lo ha hecho su compatriota Svetlana Boginskaya, esta vez para defender a su amigo y excompañero, Rustam Sharipov:

Screenshot-2017-10-21 Tatiana Gutsu - This is me being brave after 27 years Tatyana (1)
Fuente: Facebook

Siento mucho oír esta historia sobre Tatiana Gutsu, me rompe el corazón saber lo que ha pasado… soy una mujer que defiende a la gente que conoce y le importa. Una de las personas de la historia de Tatiana que conozco personalmente desde hace unos 28-29 años es Rustam Sharipov, con quien he compartido muchos viajes como gimnasta, muchos espectáculos postolímpicos, que personalmente no solo me apoyo a mí, sino a cualquier otro que necesitó ayuda en cualquier situación.

Rustam es una de las mejores personas que jamás he conocido, es buen amigo, entrenador, padre y esposo. Solo quiero que los demás sepan que ÉL NUNCA haría algo así.

 

Otro testimonio que hemos conocido vía Twitter es el de la exgimnasta estadounidense McKayla Maroney, campeona olímpica en Londres 2012. Esta vez, relacionado con un caso de abusos sexuales que salió a la luz hace unos meses y que afecta a toda la federación de gimnasia del país norteamericano, pues se trata del doctor Larry Nassar:

Screenshot-2017-10-22 Mi unidad - Google Drive.png
Fuente: Twitter de McKayla Maroney

Las palabras de todo el mundo estos últimos días han sido muy inspiradoras para mí. Sé lo difícil que es hablar públicamente sobre algo tan difícil, y muy personalmente, porque a mí también me ha ocurrido.

La gente debería saber que esto no solo está ocurriendo en Hollywood. Esto está sucediendo en todos lados. Allí donde hay una situación de poder, parece haber potencial para el abuso. Yo tenía el sueño de ir a los Juegos Olímpicos, y las situaciones que tuve que enfrentar para lograrlo fueron innecesarias y asquerosas.

Fui acosada por Larry Nassar, el doctor del equipo femenino de gimnasia de Estados Unidos y el equipo olímpico. Nassar me dijo que yo estaba recibiendo “un tratamiento necesario que llevaba 30 años empleando en pacientes”. Todo empezó cuando yo tenía 13 años, en uno de mis primeros campamentos de entrenamiento en Texas, y no acabó hasta que dejé el deporte. Parecía que donde y cuando ese hombre pudiera encontrar una oportunidad, yo era “tratada”. Ocurrió en Londres antes de que mi equipo y yo ganáramos la medalla de oro, y ocurrió antes de que yo ganara mi plata. Para mí, la noche más aterradora de mi vida ocurrió cuando tenía 15 años. Había volado todo el día y toda la noche con el equipo para ir a Tokio. Él me había dado un somnífero para el vuelo, y la siguiente cosa que recuerdo es que estaba sola con él en su habitación del hotel recibiendo “tratamiento”. Creía que iba a morirme esa noche.

Los Juegos Olímpicos son algo que da a la gente esperanza y alegría. Inspiran a la gente a luchar por su sueño, porque todo es posible con trabajo duro y dedicación.  Recuerdo ver los Juegos de 2004. Yo tenía 8 años. y me dije a mí misma que algún día yo llevaría ese maillot rojo, azul y blanco, y competiría por mi país. Seguro que vista desde fuera es una historia increíble. Lo hice, lo logré, pero no sin un precio.

Las cosas tienen que cambiar, pero ¿cómo empezamos? No soy experta, pero aquí están mis ideas:

Uno: hablarlo, y dar conocimiento de los abusos, que están ocurriendo.

Dos: gente, instituciones, organizaciones, especialmente aquellos en posiciones de poder, deben rendir cuentas por su comportamiento y sus acciones inapropiadas.

Tres: educar y prevenir, no importa cuánto cueste.

Cuatro: tener tolerancia cero contra los que abusan y contra los que los protegen.

¿Es posible acabar con este tipo de abuso? ¿Es posible que los supervivientes se expresen sin poner en peligro sus carreras y sus sueños? Eso espero.

Nuestro silencio ha dado a la gente equivocada poder durante mucho tiempo, es tiempo de recuperar nuestro poder.

Y recordad, nunca es demasiado tarde para contarlo.

McKayla Maroney

 

En este caso, Nassar se encuentra en prisión, lo que hace más verosímil el testimonio de Maroney. La gimnasta ha dado voz a todos aquellos que han sido víctimas del doctor, hayan o no denunciado los hechos.

 

Debe hacerse justicia de ser ciertos ambos testimonios. También animo a la gante a seguir difundiendo los suyos mediante el hashtag #MeToo para que esto deje de ser un tema tabú, porque se trata de algo muy serio.

Fuentes:

Facebook de Tatiana Gutsu

Facebook de Svetlana Boginskaya

Twitter de McKayla Maroney

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s